Bilbao International Logo

BILBAO URBAN EVOLUTION

De una ciudad industrial a una ciudad de servicios y cultura. Bilbao es hoy uno de los mejores ejemplos de reconversión urbanística.

Descubre la evolución urbanística de la villa de una forma muy visual e intuitiva, a través de un recorrido histórico por las actuaciones más importantes llevadas a cabo.

Entrar

EN PROYECTO

La transformación de la Villa no es un proceso con un comienzo y un final, sino algo que continúa en el tiempo.

Conoce los proyectos que a buen seguro se convertirán en nuevos hitos que afianzarán a Bilbao como ciudad puntera en urbanismo y arquitectura.

Entrar

NUEVAS OBRAS

De un tiempo a esta parte, Bilbao se ha convertido en una ciudad de grandes estrenos urbanísticos y arquitectónicos.

Desde esta sección mostramos con todo lujo de detalle las nuevas actuaciones que se han llevado a cabo y que ya forman parte del Nuevo Bilbao.

Entrar

EDIFICIOS CON HISTORIA

Bilbao es una ciudad que lo ha dado todo por conservar gran parte de su historia.

La regeneración y conservación de gran parte de sus construcciones históricas es imprescindible para combinar, la nueva arquitectura, con la de los grandes artistas que años atrás nos acontecieron.

Entrar

ARQUITECTOS CON ESTRELLA

Grandes arquitectos internacionales han ido dejando modernas obras de arte en esta fascinante ciudad (muchos de ellos han sido reconocidos con el premio Pritzker, el galardón de mayor prestigio en Arquitectura), y otros tantos han reformado edificios clásicos de Bilbao.

Entrar

07/05/2014

Compartir:

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • Google Bookmarks
  • Yahoo Bookmarks
  • Menéame
  • E-mail

Las obras de apertura del Canal de Deusto comenzarán el 14 de mayo

El pasado 2013 Bilbao recordó una trágica efeméride: el 30 Aniversario de las inundaciones del 83. Aunque la Villa ha sufrido numerosas inundaciones a lo largo de su historia asociada a desbordamientos del cauce en distintos puntos, fue en agosto de 1983 cuando se hizo evidente la necesidad de realizar actuaciones para reducir la inundabilidad de la ría.

Tras realizar numerosos estudios hidráulicos se llegó a la conclusión de que la apertura del canal de Deusto era imprescindible para resolver el problema del peligro de desbordamiento de la Ría a su paso por Bilbao.

Tras muchos meses de trabajo conjunto entre distintas administraciones (Ayuntamiento de Bilbao, Gobierno Vasco Vivienda y Gobierno Vasco Ura), las obras de apertura del canal de Deusto están a punto de comenzar.

Las obras comenzarán esta actuación el próximo 14 de mayo. Las labores se realizarán en distintas fases y  tendrán un plazo de ejecución de 16 meses, y un presupuesto de 20,9 millones de euros.

La obra será una realidad gracias al acuerdo suscrito por el Ayuntamiento de Billbao, el Gobierno Vasco, la sociedad pública Visesa, y la Comisión Gestora de Zorrozaurre, que agrupa a los propietarios de terrenos en esta zona.

La apertura del Canal de Deusto consiste básicamente en la construcción de dos alineaciones paralelas de muele de ribera, separadas 75 metros. De esta forma, el canal tendrá dos márgenes: el margen de ribera norte con una longitud de 533 metros y finalizará en su extremo oeste en una rampa de acceso al agua de embarcaciones de salvamento. Por su parte, el muelle de ribera sur tendrá una longitud de 369 metros.

Con respecto al fondo del canal, presentará una cota variable, siendo de -5 metros en la zona de conexión de la ría y de -5,50 metros en la zona de conexión con el canal de Deusto.

La solución de puente propuesta para el acceso a la futura isla de Zorrotzaurre permitirá salvar los 75 m. de anchura del canal de Deusto con un esquema estructural innovador y que supondrá una reducida presencia visual sobre el tablero.

La obra

Fase inicial.  Implantación en la zona.

Duración: 1 semana

Organización general de la obra. Ejecución de los trabajos previos de señalización y vallado del perímetro de la obra, con la idea de acotar perfectamente la zona de trabajo.

Inicio de los trabajos previos

Duración: 3 semanas

En esta fase se realiza el desvío de ciertos servicios (especialmente gas y energía eléctrica) así como la ejecución del desvío provisional exisntete junto al IMQ que garantizará la posibilidad de iniciar el estrigo del puente en Deusto sin que se produzcan afecciones al tráfico.

Fase de  excavación de la zona central y ejecución del puente

Duración: 9  meses

En esta fase se ejecutará la totalidad del puente. La apertura al tráfico será el hito fundamental que marque la finalización de esta fase.

Finalización pilotes y excavación (excepto caballones) Duración: 3 meses.

Se continuará con la ejecución de la zona que no se pudo hacer en la anterior fase por su cercanía al vial en servicio en fases anteriores.

Excavación de caballones extremos y excavación marítima final

Duración: 3  meses.

Con esta fase concluirá la obra de apertura del canal.

De todas las inversiones que está realizando el Área de Obras y Servicios del Ayuntamiento de Bilbao durante este mandato, la apertura del Canal de Zorrozaurre es la más estratégica ya que supone un cambio fundamental para la villa. Y es que su objetivo fundamental es evitar el riesgo de inundabilidad de las zonas adyacentes a la Ría, especialmente los barrios de la Ribera de Deusto, Olabeaga y el trayecto de la Ría casi hasta el Casco Viejo.

Descargar infografías

El puente

El proyecto de regeneración urbanística de Zorrotzaurre convertirá una zona en declive industrial y social en un nuevo y activo barrio del Bilbao metropolitano, con usos residenciales, empresariales, sociales, culturales y de disfrute ciudadano.

Es por este motivo que el puente de acceso a la futura isla debe integrarse totalmente en la nueva trama de la isla y en la trama existente en Deusto, siendo concebido como una calle (especial) del nuevo espacio urbano y permitiendo el completo desarrollo futuro de la zona.

El Puente de Zorrozaurre unirá la futura isla con la Ribera de Deusto a la altura de la Calle Julio Urquijo y permitirá salvar los 75 metros de anchura del Canal de Deusto. Tendrá 26 metros de anchura y por él circularán tanto vehículos como peatones. En total contará con 4 carriles de circulación, 2 en cada sentido, y dos aceras. En el puente habrá además un bidegorri para facilitar el tránsito de las bicicletas.

puente-zorrotzaurre-zubia

La calzada estará separada del tránsito peatonal y el carril bici por unas vigas con mástiles de altura variable que servirán, además de elemento estructural principal del puente, de elemento de separación de tráficos aportando a su vez seguridad a peatones y ciclistas.  Por su parte los extremos del puente tendrán como protección unas mamparas fibra de vidrio que aislarán del ruido y el viento a los peatones, y permitirán disfrutar de las vistas del Canal.

Durante todo el recorrido habrá bancos para que quienes quieran puedan sentarse a disfrutar de la Ría y descansar.

Comenzaremos a ver esta nueva infraestructura en la segunda fase de la obra, alrededor del noveno mes, cuando comenzarán las obras para la colocación del que será el decimocuarto puente de la ría de Bilbao.

Las ventajas de la apertura del Canal en cifras

Los estudios realizados demuestran que la apertura del Canal reduce en gran medida el riesgo de inundación en Zorrozaurre, Botika Vieja, Euskalduna, Abandoibarra, y Campo Volantín con descensos de lámina de entre 1 y 0,5 m. Por tanto, la apertura del canal tiene una función hidráulica de protección de Zorrotzaurre contra las crecidas de la ría, evitando posibles inundaciones, creando un aumento de la sección hidráulica y, por tanto, disminuyendo la cota de lámina de agua. El efecto se traslada hasta el Campo Volantín.

Y hay más datos. El Centro de Investigación para el Cambio Climático, BC3, ha realizado un estudio que centra su análisis en la cuantificación económica de la reducción del riesgo por inundabilidad. La conclusión de este estudio es que la apertura del canal generaría una considerable reducción en los daños económicos esperados como consecuencia de episodios de inundación en Bilbao. En concreto, las estimaciones sugieren que:

  • Tras la apertura del canal la reducción de daños es notable. En especial, a corto plazo. Las inundaciones que hipotéticamente pudieran producirse en los próximos 10 años ya no causarían daños significativos.
  • Para las inundaciones que pudieran darse en un periodo de 100 años los daños estimados se reducen en un 67,42% (de 241,34 millones de euros a 78,62 millones de euros) en la estimación más conservadora.
  • En el supuesto de un periodo de 500 años, los daños por las inundaciones se reducen en un 30,70% (de 444,30 a 307,91 millones de euros) en la estimación más conservadora.
  • En porcentaje, la reducción de daños es menor conforme mayor es el período hipotético que utilicemos para hacer el cálculo de la inundación.

La regeneración de Zorrotzaurre

El área de Zorrotzaurre vivió una era de pujanza industrial, fundamentalmente portuaria, a mediados de los años sesenta que se potenció con la apertura del Canal de Deusto por parte del Puerto de Bilbao, que no llego a concluirse.

Sin embargo, la crisis económica de los años 70 afectó muy significativamente a este entramado industrial que a partir de entonces comenzó un progresivo declive que se tradujo en el abandono de parte de la actividad industrial así como el deterioro del nivel de vida de la zona como consecuencia del envejecimiento de edificaciones y espacios públicos y privados.

El Plan General de Ordenación Urbana de Bilbao, aprobado en 1995, cambio el uso industrial de Zorrotzaurre por el residencial. A la vez, dejaba a la redacción de un Plan Especial la definición del diseño urbano del área.

En noviembre de 2011 se produjo la aprobación inicial por el Ayuntamiento de Bilbao del Plan Especial de Zorrotzaurre, basado en el Master Plan de la arquitecta Zaha Hadid.

Este Plan especial incorpora la apertura completa del Canal de Deusto, lo que supone la transformación de la península de Zorrotzaurre en una isla.

En conjunto, la regeneración de Zorrotzaurre representa un proyecto integral y equilibrado, definido bajo criterios de sostenibilidad, que recupera un espacio actualmente degradado para convertirlo en un barrio nuevo de Bilbao bien conectado con el resto de la ciudad, dotado de vivienda accesible, áreas de implantación empresarial no contaminante, numerosos equipamientos sociales y culturales así como de amplias zonas de disfrute ciudadano.

El proyecto cumple dos objetivos principales, por un lado aumentar la capacidad hidráulica de la ría disminuyendo consecuentemente el riesgo de inundaciones en Bilbao, y por otro lado, sirve para la regeneración urbana de la península de Zorrotzaurre convirtiéndola en una isla.